Cultura

Edit

Amount of short articles:

Amount of articles links:

You can order sections with dragging on list bellow:

  • Cultura
Guardar
Cancelar
RESET

Museos

Colombia: “#Soy capaz” de crear u

Image - Colombia: “#Soy capaz” de crear u

“La paz no es solo un derecho que tenemos sino un deber de cada uno de nosotros”, dijo Monseñor Ru

Viernes, 19 Septiembre 2014 COMMENTS

0

Señorita “Flor de Noche Buena”

Image - Señorita “Flor de Noche Buena”

Ganó Tequicorral el Certamen   *En un evento lleno de emociones se resaltó la bel

Martes, 7 Diciembre 2010 COMMENTS

El valor de la imagen

¿Has probado decir sí también a l

Image - ¿Has probado decir sí también a l

Hay cosas que no podemos cambiar, pero sí podemos volver a elegirlas cada mañana, y es muy distint

Martes, 23 Septiembre 2014 COMMENTS

Como un homenaje a todas las mujeres Coyuquences, con la poesía del maestro Pablo Neruda, espero sean del agrado de todos Ustedes.

 


Mujer, yo hubiera sido tu hijo, por beberte

la leche de los senos como de un manantial,

por mirarte y sentirte a mi lado, y tenerte

en la risa de oro y la voz de cristal.

Por sentirte en mis venas como Dios en los ríos

y adorarte en los tristes huesos de polvo y cal,

porque tu ser pasara sin pena al lado mío

y saliera en la estrofa --limpio de todo mal--.

 

¡Cómo sabría amarte, mujer cómo sabría

amarte, amarte como nadie supo jamás!

Morir y todavía

amarte más.

Y todavía

amarte más.

 


 

Cuántas veces, amor, te amé sin verte y tal vez sin recuerdo,

sin reconocer tu mirada, sin mirarte, centaura,

en regiones contrarias, en un mediodía quemante:

eras sólo el aroma de los cereales que amo.

 

Pequeña

rosa,

rosa pequeña,

a veces,

diminuta y desnuda,

parece

que en una mano mía

cabes,

que así voy a cerrarte

y a llevarte a mi boca,

pero

de pronto

mis pies tocan tus pies y mi boca tus labios,

has crecido,

suben tus hombros como dos colinas,

tus pechos se pasean por mi pecho,

mi brazo alcanza apenas a rodear la delgada

línea de luna nueva que tiene tu cintura:

en el amor como agua de mar te has desatado:

mido apenas los ojos más extensos del cielo

y me inclino a tu boca para besar la tierra.

 

 

Yo no lo quiero, Amada.

Para que nada nos amarre

que no nos una nada.

Ni la palabra que aromó tu boca,

ni lo que no dijeron las palabras.

Ni la fiesta de amor que no tuvimos,

ni tus sollozos junto a la ventana.


 

La luz que de tus pies sube a tu cabellera,

la turgencia que envuelve tu forma delicada,

no es de nácar marino, nunca de plata fría:

eres de pan, de pan amado por el fuego.

 

 

Ansíame, agótame, viérteme, sacrifícame.

Pídeme. Recógeme, contiéneme, ocúltame.

Quiero ser de alguien, quiero ser tuyo, es tu hora.

Soy el que pasó saltando sobre las cosas,

el fugante, el doliente.

 

 

Me falta tiempo para celebrar tus cabellos.

Uno por uno debo contarlos y alabarlos:

otros amantes quieren vivir con ciertos ojos,

yo sólo quiero ser tu peluquero.


 

Por eso eres la sed y lo que ha de saciarla.

Cómo poder no amarte si he de amarte por eso.

Si ésa es la amarra cómo poder cortarla, cómo.

Cómo si hasta mis huesos tienen sed de tus huesos.

Sed de ti, guirnalda atroz y dulce.

Sed de ti que en las noches me muerde como un perro.

Los ojos tienen sed, para qué están tus ojos.

 

 

Tengo hambre de tu boca, de tu voz, de tu pelo

y por las calles voy sin nutrirme, callado,

no me sostiene el pan, el alba me desquicia,

busco el sonido líquido de tus pies en el día.

 

 

Cuerpo de mujer mía, persistiré en tu gracia.

Mi sed, mi ansia sin límite, mi camino indeciso!

Oscuros cauces donde la sed eterna sigue,

y la fatiga sigue y el dolor infinito.

 

 

Quiero comer el rayo quemado en tu hermosura,

la nariz soberana del arrogante rostro,

quiero comer la sombra fugaz de tus pestañas

 

 

Eres para mí la más bella,

la más tatuada por el viento

como un arbolito del sur,

como un avellano en agosto.

Eres para mí suculenta

como una panadería,

es de tierra tu corazón,

pero tus manos son celestes.

 

 

Cuerpo de mujer, blancas colinas, muslos blancos,

te pareces al mundo en tu actitud de entrega.

Mi cuerpo de labriego salvaje te socava

y hace saltar al hijo del fondo de la tierra.

 

Esta dirección electrónica esta protegida contra spam bots. Necesita activar JavaScript para visualizarla

Esta dirección electrónica esta protegida contra spam bots. Necesita activar JavaScript para visualizarla

Ulti Clocks content
Tenemos 107 invitados conectado(s)

1 de octubre de 2014 Pronóstico del Tiempo

TITULARES

first
  
last
  
start
stop
mod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_counter
mod_vvisit_counterHoy5273
mod_vvisit_counterAyer14522
mod_vvisit_counterEsta Semana60736
mod_vvisit_counterSemana Anterior87977
mod_vvisit_counterEste Mes19795
mod_vvisit_counterMes Pasado389331
mod_vvisit_counterTotales13498109
Visitors Counter